Cuando el rayo láser contacta sobre la córnea va eliminando capas de forma selectiva. Esto permite realizar un esculpido real de la córnea con el que se corrigen los defectos de miopía, astigmatismo, hipermetropía o bien defectos combinados, incluso hasta grados elevados de dioptrías.

   Para cualquier técnica de Láser Excimer, se realiza previamente un estudio minucioso, no sólo de la graduación, sino de la forma y función de la cornea.

   Mediante complejos dispositivos de estudio por imagen se realiza un mapa topográficode las distorsiones ópticas del ojo. Toda esta información se transmite al Láser para hacer un tratamiento fiable y personalizado para cada paciente.

   La exactitud del tratamiento con el láser nos la asegura la aplicación de un sistema de reconocimiento del iris, ya que al ser éste como la huella digital del ojo, nos permite garantizar el grado de personalización del procedimiento.

   Más información en la web.

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted